Internacionales

Cloro: la nueva pesadilla de Irak

Desde enero ya son tres los atentados con bombas de cloro perpetrados en el país árabe

Soldado americano en Irak
Soldado americano patrullando las calles de Irak. | REUTERS

Redacción Central |

Desde enero ya son tres los atentados con bombas de cloro perpetrados en el país árabe

El Gobierno iraquí teme que los ataques con “bombas de cloro” sean una nueva táctica de los grupos insurgentes, ha afirmado hoy una fuente oficial. Y si es cierto, como se suele decir en campo jurídico, que tres indicios hacen una prueba, los miedos del Ejecutivo serían fundados, ya que son tres los atentados que se han llevado a cabo utilizando cloro en lo que va del año. Además, el Ejército norteamericano descubrió ayer una ‘fábrica de coches bomba en una nave cerca de Faluya, donde encontró tres vehículos bomba en construcción y varios contenedores de cloro.

Los dos asaltos más recientes han ocurrido en las últimas 48 horas, y han causado al menos 12 muertos y más de 200 intoxicados. Ayer, un camión aparcado con bombonas de cloro gaseoso explotó en Bayaa, al norte de Bagdad, y causó la muerte de seis personas y la intoxicación de varias decenas. El martes, otro incidente similar en Tayi, 20 kilómetros al norte de la capital, mató a seis personas, y afectó 140 que tuvieron que ser hospitalizadas, entre ellas numerosos niños.

Un tercer ataque con cloro fue perpetrado al final del enero pasado cuando un suicida condujo un camión volquete cargado con un contenedor de cloro y explosivo hasta un cuartel de Ramadi, y se hizo estallar. En el asalto murieron 16 personas, aunque ninguna otra pareció sufrir daños causados por el cloro, han afirmado fuentes del Ejército de Estados Unidos.

“Esta táctica parece ser un nuevo factor utilizado por los terroristas por vez primera”, ha afirmado el general Qasim Musaui, portavoz del plan de seguridad Aplicamos la Ley. El portavoz del Ejercito de Estados Unidos en Irak ha interpretado los hechos: “Es un intento muy primitivo de subir el terror y de infundir el miedo entre los iraquíes”, ha afirmado.

El cloro es una sustancia que puede matar si se inhala en grande cantidades y que provoca quemaduras en la piel, en los ojos, así como nausea y vómito. Durante la primera guerra mundial se empleó como agente asfixiante, aunque hoy en día se utiliza más que nada para purificar el agua. Se cree que los terroristas lo estén utilizando porque se encuentra fácilmente en un país como Iraq que tiene grandes problemas de agua potable.

El cloro, una vez enfriado y puesto bajo presión, se encuentra en estado líquido. Sin embargo, cuando se libera en la atmósfera se trasforma rápidamente en un gas tóxico de coloro verde-amarillo.

Fábrica de coches bomba de cloro

El General norteamericano William Caldwell ha afirmado que durante las pasadas 24 horas las tropas estadounidenses han hecho una incursión en una nave de la ciudad de Karma, a unos 12 kilómetros al norte de Faluya, donde se estaban construyendo coches-bomba. Las tropas han encontrado tres coches bomba en construcción, cerca de 65 contenedores de propano y de cloro, como “todo tipo de agentes químicos, que se utilizan normalmente”, ha afirmado el general. “Es obvio que iban a intentar hacer el mismo tipo de bombas [químicas]”, ha asegurado. Caldwell ha dicho también que la incursión de los militares se llevó a cabo gracias a un soplo de un civil iraquí.

Tanto las tropas estadounidenses como las iraquíes estaban hoy en estado de máxima alerta por ser el primer aniversario del ataque contra el mausoleo chií de Samarra, que desató una oleada de violencia entre los chiíes y los suníes.

también te puede interesar