Internacionales

Persisten condiciones de conflicto en la capital de Oaxaca

México – La Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) señaló que en Oaxaca no existen las condiciones para la vigencia y observancia de los derechos fundamentales, porque persisten condiciones de conflicto en la capital de esa entidad

Redacción Central |

México – La Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) señaló que en Oaxaca no existen las condiciones para la vigencia y observancia de los derechos fundamentales, porque persisten condiciones de conflicto en la capital de esa entidad

En un comunicado, precisó que lo anterior se desprende del Informe Preliminar sobre los hechos ocurridos en la ciudad de Oaxaca, que presenta a la opinión pública.

Informó que ese organismo continuará atento al desarrollo de los acontecimientos y atenderá las tareas que en este caso, de acuerdo con sus atribuciones legales, le corresponden.

La CNDH precisó que en el estado de Oaxaca y principalmente en la ciudad capital “persiste la situación de conflicto, sin que hasta el momento se haya llegado a una solución que restablezca el pleno goce de los derechos fundamentales”.

En esos acontecimientos, las partes y la Policía Federal Preventiva que intervinieron a fin de restablecer el orden público, “han utilizado la violencia. Como consecuencia, la vida institucional, social, económica y cultural del estado se ha visto dañada”, añadió.

Reiteró que el uso de la fuerza pública debe ser utilizado como último recurso, y subrayó que urge recuperar el ejercicio de la política para evitar la violencia, y hace un llamado a las partes involucradas a encontrar vías de solución.

A pesar de avances, en Oaxaca resolución del conflicto, para lograr que se recupere el Estado de derecho, se restablezcan las condiciones de seguridad y tranquilidad y se dé un efectivo cumplimiento de los derechos humanos.

Este informe detalla que a la fecha, el expediente consta de aproximadamente 14 mil 360 hojas y se tiene el registro de 11 muertos en situaciones directamente relacionados con los hechos del movimiento magisterial, y las exigencias de la Asamblea Popular de los Pueblos de Oaxaca (APPO), y nueve fallecidos de manera indirecta.

También se tienen documentado 370 lesionados y 349 detenidos, además de que el expediente comprende seis mil 964 actuaciones practicadas; mil 211 quejas recibidas; 73 solicitudes de información y documentación a autoridades responsables.

Además se incluyen 20 solicitudes para la adopción de medidas cautelares; 265 declaraciones de detenidos; 257 de lesionados; dos mil 719 testimonios; 280 peritajes; 198 inspecciones oculares, 45 gestiones; 21 reuniones de Trabajo; mil 857 fotografías; 18 videos.

En el comunicado se resaltó que la CNDH observa también evidencias respecto de las quejas sobre presuntas violaciones a los derechos humanos de la población en general que no interviene en el conflicto, pero que ha padecido sus consecuencias.

En especial al vulnerarse los derechos a la vida, a la educación, a la seguridad pública, a la paz y a la libertad de tránsito.

“Esos derechos fueron alterados por la omisión de la prestación de la función pública correspondiente por parte de la autoridad, en un medio social caracterizado por la actitud no apegada a derecho y desobediencia a la ley y demás mandamientos legítimos de las autoridades, por parte de particulares”.

Cabe señalar que este organismo nacional autónomo ha ejercido las facultades que la Constitución le otorga y las actuaciones de sus visitadores, que permanecen en la ciudad de Oaxaca desde el pasado 14 de junio.

“Por la magnitud, gravedad y complejidad de los hechos que le dan origen, este Informe preliminar pretende también ser una aportación a favor de una amplia reflexión sobre los riesgos de la violencia como expresión de conflictos sociales y políticos exacerbados”, destacó.

La CNDH apuntó los obstáculos que se presentaron para el desarrollo de las actividades de su personal como es la falta de ubicación fija de las autoridades del gobierno estatal y la dificultad de acceso a sus oficinas provisionales, así como reticencia de algunas autoridades federales para atender a sus representantes.

También denunció que hubo agresiones físicas contra visitadores por parte de algunos miembros y simpatizantes de la APPO.

también te puede interesar