Internacionales

Papa calma tensiones a su llegada a Turquía

Ankara – El Papa Benedicto XVI respaldó el martes la campaña de Ankara de ingresar en la Unión Europea y dijo que el Islam era una religión de paz, dijo el primer ministro de ese país

Papa Benedicto XVI
El Papa Benedicto XVI se reúne con el presidente turco Ahmet Necdet Sezer en el palacio presidencial en Ankara. El Papa Benedicto XVI llegó el martes a Turquía para una visita de cuatro días en la que espera que los llamados al entendimiento entre las religiones calmen la ira por sus recientes comentarios, considerados como un insulto al Islam. | Reuters

Redacción Central |

Ankara – El Papa Benedicto XVI respaldó el martes la campaña de Ankara de ingresar en la Unión Europea y dijo que el Islam era una religión de paz, dijo el primer ministro de ese país

Tayyip Erdogan recibió a Benedicto XVI sobre una alfombra roja en las escalinats del avión a su llegada a Turquía, una ruptura del protocolo y una muestra de calidez por parte del líder musulmán que inicialmente enunció estar muy ocupado para reunirse con el Pontífice de 79 años.

Benedicto XVI, quien antes de ser elegido Papa en el 2005 se opuso a las ambiciones de Turquía de incorporarse a la UE, emitió sus comentarios durante la conversación que sostuvieron, dijo Erdogan antes de partir hacia una cumbre de la OTAN en Riga.

“El (Papa) dijo que no somos políticos, pero que deseamos que Turquía se una a la UE,” expresó Erdogan a la prensa.

Erdogan agregó: “El mensaje más importante que dio el Papa fue respecto al Islam; reiteró su opinión de que el Islam es pacífico y cariñoso.”

Representantes del Vaticano no estuvieron disponibles para comentar sobre las declaraciones del Papa, que analistas turcos recibieron de manera positiva.

“El Papa aseguró hoy (…) que apoya el intento de Turquía de ingresar a la UE. Eso significa que elevó a Turquía de ser miembro de segunda clase a uno de primera,” dijo a CNN Turquía Cemal Usak, un activista turco musulmán.

“Su discurso en Ratisbona (Alemania) apoyaba un choque de civilizaciones, pero ahora, en las declaraciones de hoy, aparentemente respalda una alianza de civilizaciones,” añadió Usak, que trabaja activamente en el diálogo interreligioso.

Benedicto XVI viajó a Turquía con dos manifestaciones en su contra, su conocida oposición al ingreso de Turquía em la UE y el discurso de septiembre en Alemania que muchos musulmanes aseveraron que insultó al Islam al utilizar una cita que describió a la religión como violenta e irracional. El ha negado ver ese vínculo, pero no ha retirado sus palabras.

Hubo un fuerte despliegue de seguridad para la primera visita del Pontífice alemán a un país musulmán, con francotiradores en los tejados de la terminal y soldados en el aeropuerto. Alrededor de 3.000 agentes patrullaban la capital turca para evitar cualquier protesta.

Más de 100 nacionalistas islámicos protestaron contra la visita en el centro de Ankara, mientras que 50 funcionarios mantuvieron brevemente una manifestación pacífica en el Consejo de Asuntos Religiosos, en donde el Papa debía reunirse con la principal autoridad religiosa de Turquía.

Pero el ánimo era mayoritariamente tranquilo, con pocas protestas y nada de las multitudes que reciben al Papa en los países cristianos. La mayoría de los turcos son musulmanes, pero el estado es oficialmente secular.

COMENTARIOS CONCILIADORES

El Pontífice dijo a periodistas abordo de su avión, antes de salir de Roma, que su visita intentaba “el diálogo, la hermandad, un compromiso para el entendimiento entre culturas, entre religiones, para la reconciliación.”

Al sentarse para su breve encuentro, Erdogan dijo al Papa: “Estamos complacidos de verlo. Su visita llega en un momento de creciente importancia para el diálogo entre civilizaciones.”

La visita del líder espiritual de los 1.100 millones de católicos del mundo tenía la intención de ser un acontecimiento mayoritariamente cristiano, pero tomó ramificaciones más amplias en las relaciones Occidente-Islam y católicos-musulmanes y en el propio deseo de Turquía de ser parte de Europa.

Más de 20.000 manifestantes musulmanes se concentraron el domingo en Estambul para protestar contra el viaje del Papa.

El Pontífice afirmó que su viaje tenía como objetivo mejorar las relaciones tanto con los musulmanes como con los cristianos ortodoxos.

Tras su llegada, Benedicto XVI fue directamente al mausoleo de Mustafa Kemal Ataturk, el fundador de la república turca, y depositó una corona de flores mientras almuédanos de mezquitas cercanas realizaban el tradicional llamado a la oración del Islam.

Tras una breve visita de cortesía al presidente Ahmet Necdet Sezer se reunió con la máxima autoridad musulmana de Turquía. Para la tarde del martes, estaba previsto un encuentro con los cuerpos diplomáticos.

La seguridad era extrema en el aeropuerto y en Ankara, en donde aproximadamente 3.000 policías estaban patrullando para evitar protestas por parte de pequeños pero ruidosos grupos minoritarios de islámicos y nacionalistas radicales.

El miércoles el Papa visitará Efeso, en donde se dice que murió la Virgen María, y continuará a Estambul.

El foco principal de su viaje serán las conversaciones sobre la unidad cristiana con el Patriarca Bartolomé, el líder espiritual en Estambul de los 250 millones de cristianos ortodoxos del mundo.

también te puede interesar