Internacionales

Irán iniciará segunda red de combustible nuclear

TEHERAN – Irán comenzará a inyectar gas de uranio a una segunda cascada de centrífugas dentro de pocos días, informó el miércoles una agencia de noticias de ese país, ampliando un programa que las potencias occidentales temen que esté orientado a crear armas atómicas

Redacción Central |

TEHERAN – Irán comenzará a inyectar gas de uranio a una segunda cascada de centrífugas dentro de pocos días, informó el miércoles una agencia de noticias de ese país, ampliando un programa que las potencias occidentales temen que esté orientado a crear armas atómicas

Las centrífugas interconectadas pueden enriquecer uranio para producir combustible para plantas de energía nuclear o para bombas atómicas.

Irán ha dicho que sólo desea generar electricidad, pero no ha convencido a las potencias mundiales, quienes mantienen la amenaza de aplicar sanciones a través de Naciones Unidas.

En el Consejo de Seguridad de la ONU, potencias de la Unión Europea comenzaron a distribuir el martes el borrador de una resolución que prohibe el envío de tecnología nuclear o de misiles a Irán.

Diplomáticos dijeron el lunes a Reuters que Teherán había comenzado a probar una segunda red de 164 centrífugas sin material, para acompañar a la cascada que produjo el primer lote de uranio enriquecido adecuado para servir como combustible de una planta de energía.

La agencia de noticias estudiantil ISNA citó a una fuente informada que confirmó que una segunda cascada fue instalada en la planta de enriquecimiento piloto de Natanz hace dos semanas.

La fuente dijo que la próxima etapa importante del trabajo, la de inyección de gas de uranio UF-6, estaría lista esta semana.

Irán necesitaría miles de centrífugas funcionando sin parar durante meses para enriquecer uranio al nivel elevado que se necesita para detonar una bomba. Expertos señalan que la república islámica está entre tres a 10 años de lograrlo.

Sin embargo, potencias occidentales temen que los avances iraníes puedan acelerarse una vez que Teherán domine su programa piloto y les preocupa que pueda tener operaciones clandestinas desconocidas para los inspectores de la ONU.

ABISMO DE DESCONFIANZA

Líderes occidentales recurrieron a la resolución de sanciones después del fracaso de las negociaciones con Irán, el segundo mayor exportador de petróleo de la OPEP.

Sin embargo, las medidas de la ONU se ha retrasado debido a diferencias entre Rusia, China y las potencias occidentales sobre si castigar a Irán, así como entre Estados Unidos y sus aliados europeos sobre cuán duras deberían ser.

Gran Bretaña, Francia y Alemania están en desacuerdo con la exigencia de Estados Unidos para que Rusia sea obligada a detener la construcción de la primera planta de energía nuclear iraní en Bushehr, al suroeste del país, dijeron diplomáticos estadounidenses y europeos.

El primer ministro británico, Tony Blair, y un funcionario de gobierno chino de «muy alto rango» discutieron el martes el borrador.

«Estamos trabajando muy de cerca con los miembros permanentes del Consejo de Seguridad para asegurarnos de tener respaldo para esto frente al Consejo de Seguridad y obtener una resolución adecuada y vinculante», dijo Blair al Parlamento británico.

Los europeos prepararon una resolución que prohibiría la mayor parte de la cooperación nuclear y de misiles con Irán, según partes del borrador que fueron leídas a Reuters. La medida impediría además las transacciones económicas en el extranjero y los viajes de los iraníes que participan en el programa nuclear.

también te puede interesar