Internacionales

Guatemala y Venezuela abandonan y ceden a Panamá escaño en Consejo Seguridad

NUEVA YORK – Guatemala y Venezuela acordaron ayer miércoles retirar sus candidaturas para ocupar una banca en el Consejo de Seguridad de la ONU y proponer a Panamá para representar a América Latina en esa instancia. La decisión fue anunciada tras una reunión del canciller guatemalteco, Gert Rosenthal, y su par venezolano, Nicolás Maduro, en […]

embajador ecuatoriano en las Naciones Unidas
El embajador ecuatoriano en las Naciones Unidas, mediador de una reunión de los cancilleres guatemalteco y venezolano, anunció en la misión ecuatoriana ante la ONU que Guatemala y Venezuela acordaron retirar sus candidaturas para ocupar una banca en el Consejo de Seguridad de la ONU y proponer a Panamá para representar a América Latina en esa instancia | EFE

Redacción Central |

NUEVA YORKGuatemala y Venezuela acordaron ayer miércoles retirar sus candidaturas para ocupar una banca en el Consejo de Seguridad de la ONU y proponer a Panamá para representar a América Latina en esa instancia.

La decisión fue anunciada tras una reunión del canciller guatemalteco, Gert Rosenthal, y su par venezolano, Nicolás Maduro, en la que el embajadador ecuatoriano, Diego Cordovez, actuó de mediador.

«Los dos cancilleres han acordado dos cosas. Los dos van a retirar sus candidaturas al Consejo de Seguridad y, en segundo lugar, Panamá será el país que los tres presentaremos al Grupo» latinoamericano para ocupar la banca, dijo Cordovez.

Rosenthal y Maduro acompañaban a Cordovez al hacer el anuncio en la misión de Ecuador ante la ONU.

Ambos cancilleres precisaron además que Panamá aceptó el ofrecimiento.

«Es una desilusión», dijo Rosenthal, «pero me siento cómodo con la representación de Panamá en el Consejo de Seguridad».

Panamá es un país «muy cercano a Venezuela por razones históricas y es bienvenido a ambos extremos de nuestro continente», explicó.

«Después de 47 rondas de votación, hemos pensado que la fórmula del candidato de consenso, que nunca fue de nuestro agrado, era la menos mala», explicó.

Además, «nos vamos como amigos con Venezuela», agregó en una conferencia de prensa que acabó con un apretón de manos de ambos cancilleres.

Rosenthal reiteró que el apoyo de Estados Unidos a su candidatura fue «una espada de doble filo» y confió en que su país, uno de los pocos fundadores de la ONU que nunca ha formado parte del Consejo de Seguridad, acabe ingresando en la máxima instancia.

«Guatemala ha esperado 61 años para ser miembro del Consejo de Seguridad y puede esperar otros cinco», sentenció.

Por su parte, Maduro coincidió en que «Panamá es un punto de encuentro, de consenso, de consenso feliz».

«Esperemos que en la reunión del GRULAC (Grupo de países Latinoamericanos y del Caribe de la ONU) todo termine bien», agregó.

«Lo más importante es que desde América Latina y el Caribe tenemos capacidad para el diálogo soberano y para haber dado con una fórmula de consenso digna. Le ratificamos nuestra amistad al pueblo de Guatemala», afirmó.

Guatemala y Venezuela presentarán el jueves a mediodía (17H00 GMT) al GRULAC la solución de compromiso alcanzada.

En un momento por determinar, la Asamblea General sancionará la decisión del grupo regional.

Según Cordovez, que presidió el grupo durante el mes de octubre, sus integrantes se comprometieron a aceptar cualquier candidatura de compromiso que los dos contendientes pusieran sobre la mesa.

Guatemala y Venezuela pugnaban por el escaño no permanente, por un plazo de dos años, que dejará libre Argentina al término del 2006 (Perú ocupa la otra plaza latinoamericana).

Pero tras efectuarse 47 rondas de votación en las que ninguno de los países logró el apoyo necesario de dos tercios de los 192 Estados miembros de la Asamblea General de la ONU, Caracas y Guatemala solicitaron finalmente este miércoles suspender las votaciones para negociar una salida al entancamiento.

En todas las rondas menos en una -en la que empataron a 93 votos- Guatemala se impuso.

El martes se celebraron otras seis votaciones que elevaron el total a 47 desde el 16 de octubre, cuando se inició el proceso.

La tónica se mantuvo y Guatemala se impuso en las seis rondas, logrando entre 101 y 106 votos, mientras el apoyo a Venezuela osciló entre los 75 y 79 votos (para lograr el escaño había que contar con el favor de alrededor de 121 de los 192 Estados miembros de la ONU).

La pugna iba camino a batir marcas en la ONU (el segundo proceso electoral más largo requirió 51 votaciones, en 1959, y el primero 154, en 1979).

también te puede interesar