Internacionales

Un soldado de la OTAN y 55 talibanes mueren en combates en el sur de Afganistán

Kabul – Un soldado de la OTAN ha muerto hoy en un combate con talibanes en el sur del país, informó la Fuerza de Asistencia a la Seguridad en Afganistán (ISAF), que aseguró que hubo 55 bajas entre los insurgentes.

escuela musulmana
Un soldado de la OTAN ha muerto hoy en un combate con talibanes en el sur del país. La escuela musulmana o madraza bombardeada hoy por el Ejército de Pakistán - Foto: EFE | EFE

Redacción Central |

Kabul – Un soldado de la OTAN ha muerto hoy en un combate con talibanes en el sur del país, informó la Fuerza de Asistencia a la Seguridad en Afganistán (ISAF), que aseguró que hubo 55 bajas entre los insurgentes.

El enfrentamiento, que duró varias horas, se registró en el distrito de Daychopan, en la provincia afgana de Zabul, y resultaron también heridos 20 insurgentes, según la misma fuente.

Los combates, en los que la ISAF (bajo mando de la OTAN) contó con apoyo aéreo, comenzaron hacia las 11.00 hora local (07.00 GMT) y concluyeron a las 16.45 (12.45 GMT).

La ISAF afirmó que se trata de su segunda operación táctica «exitosa» en los dos últimos días contra insurgentes talibanes en el sur del país, tras la registrada el pasado sábado en la provincia también de Uruzgan.

En esa ocasión, la ISAF informó en un principio de la muerte de otros 55 talibanes, cifra ésta última que ayer elevó a 70, durante un combate que se produjo tras atacar los insurgentes a una patrulla conjunta de la fuerza multinacional y el Ejército afgano.

Además, un soldado de las tropas multinacionales murió también el sábado en Uruzgan cuando el convoy en el que viajaba fue alcanzado por la explosión de un artefacto.

La ola de violencia que se registra en el sur de Afganistán ha dejado unos 200 muertos en la última semana, muchos de ellos civiles.

Afganistán está viviendo uno de los periodos más sangrientos desde la caída del régimen talibán a finales del 2001, principalmente en el sur y en el este del país, zonas que pasaron a estar bajo mando de la OTAN en agosto y a principios de octubre, respectivamente.

El deterioro de la situación en el sur afgano llevó al Comité Internacional de la Cruz Roja (CICR) a denunciar el aumento de víctimas civiles, heridos y desplazados, y a instar a las partes en combate a extremar las precauciones para liberar a la población civil de los ataques.

también te puede interesar