Internacionales

Estados Unidos prosigue la búsqueda de su soldado secuestrado en Irak

BAGDAD – Unidades blindadas estadounidenses, apoyadas por helicópteros de combate, entraron el viernes en Sadr City, bastión de los milicianos chiitas de Bagdad, para buscar a un soldado norteamericano que fue secuestrado el lunes en la capital iraquí.

Redacción Central |

BAGDAD – Unidades blindadas estadounidenses, apoyadas por helicópteros de combate, entraron el viernes en Sadr City, bastión de los milicianos chiitas de Bagdad, para buscar a un soldado norteamericano que fue secuestrado el lunes en la capital iraquí.

Los militares llegaron hasta el centro de la localidad, donde según estimaciones de Estados Unidos operan 7.000 activistas, y luego prosiguieron su camino que les llevó a última hora de la tarde a tomar posición en las vías de acceso a Sadr City.

Según un habitante, la llegada de las fuerzas estadounidenses al corazón de la ciudad, que coincidió con la salida de los fieles de las mezquitas tras la oración del viernes, estuvo acompañada por un tiroteo con miembros del Ejército de Mahdi.

Los tiros no parecen haber causado heridos, afirmó un testigo, quien añadió que los milicianos se dispersaron en cuanto llegaron helicópteros de combate estadounidenses.

Los responsables norteamericanos sospechan que el soldado secuestrado, de origen iraquí, se encuentra en un barrio pobre, donde algunas intervenciones norteamericanas se saldaron con enfrentamientos que suscitaron malestar en el gobierno iraquí.

El soldado estadounidense, que trabaja como traductor en el ejército, fue secuestrado el lunes pasado en Bagdad tras abandonar, sin permiso de sus superiores, la ultraprotegida zona verde con el fin de visitar a unos parientes, afirmó un portavoz norteamericano.

La desaparición del soldado desencadenó una operación masiva de búsqueda en Bagdad, con la participación de miles de hombres que instalaron puestos de control desde los cuales miran con insistencia a los automovilistas con la esperanza de encontrar a su compañero.

En el resto del país la situación seguía igual de inestable que de costumbre.

En el norte de Irak, un grupo de extremistas sunitas dinamitaron el viernes un mausoleo venerado por los turcomanos chiitas al sur de Kirkuk, señaló la policía de esta localidad multiétnica.

Siguiendo en el norte, la policía iraquí tomó el control de la región rebelde de Baaquba, donde el jueves libró una batalla de varias horas contra un grupo insurgente. La contienda dejó 22 policías y 18 rebeldes muertos, anunció el viernes por la noche el jefe de la policía de la provincia de Diyala.

En un comunicado, el ejército estadounidense había anunciado la muerte de 24 policías iraquíes en los enfrentamientos de Baaquba, capital provincial de Diyala que suele ser escenario de actos violentos.

En Bagdad estalló un obús de mortero en la sede de la cadena de televisión pública Al Irakiya hiriendo a dos soldados, según el ente televisivo.

Al día siguiente de que se registrase un récord mensual de bajas estadounidenses en Irak, con 96 muertos en octubre, la red terrorista Al Qaida cantó victoria en un comunicado divulgado el viernes en internet, cuya autenticidad no se puede verificar.

también te puede interesar

Boxeo

Nicaragua va por el oro en boxeo

Pugilistas profesionales apoyarán a los nuestros, quienes buscarán ocho títulos. La final se realizará este domingo en el Polideportivo Alexis...