Economía

Producir menos petróleo para recuperar sus precios

El planteamiento del Presidente de Ecuador en la IV cumbre de Países Árabes y de América Latina

pdte_correa_aspa
Ecuador plantea en cumbre ASPA un mecanismo para estabilizar precios del petróleo |

Redacción Central |

El Presidente de Ecuador, Rafael Correa, propuso el miércoles a los restantes once miembros de la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) una reducción de apenas el 1,6 por ciento de los niveles de producción para lograr una recuperación en los deprimidos precios del hidrocarburo.

Su planteamiento ocurrió en el segundo y último día de trabajos de la IV Cumbre de Países Árabes y de América del Sur (ASPA), que une a 22 naciones árabes y 12 suramericanas, y que se celebró en Riad, Arabia Saudita.

El valor del crudo del cártel de la OPEP sigue en la franja de los 42 dólares el barril, su nivel más bajo desde finales de agosto pasado, como consecuencia de una política de aumentar la producción para ganar cuotas de mercado, lo que ha llevado al desplome de las cotizaciones.

Esa manera de actuar, impulsada principalmente por Arabia Saudita, que responde por un tercio de la producción del cártel petrolero, ha producido grave daño a los países miembros sudamericanos (Ecuador y Venezuela).

De acuerdo con el mandatario ecuatoriano, el precio de equilibrio debe impedir, además, el desmesurado incremento de oferta en el mediano plazo, por la incorporación de producción más cara y devastadora del medio ambiente.

En ese contexto propuso al ASPA fomentar mecanismos de cooperación, comercio e inversión para el bienestar de los pueblos, por ejemplo, a través de la estabilización de los precios de los recursos naturales, en particular el petróleo, y trabajar por eliminar la volatilidad en los mercados internacionales de productos básicos.

Correa y su homólogo de Venezuela, Nicolás Maduro, trataron el tema del aumento del precio del crudo con otros miembros del cártel en el transcurso de la jornada. Ambos se reunieron por separado con su anfitrión, el rey saudí, Salman Bin Abdelaziz.

La cumbre de Riad marcó el décimo aniversario de la ASPA, cuya próxima reunión será en Caracas en 2018.

(Redacción Central-Agencias)

también te puede interesar