Economía

Políticas de Daniel garantizaron situación económica positiva, dijo empresario

El ex Presidente de la Cámara de Comercio Americana de Nicaragua (AMCHAM) que existe clima de confianza Gobierno-empresarios

Redacción Central |

El ex Presidente de la Cámara de Comercio Americana de Nicaragua (AMCHAM) que existe clima de confianza Gobierno-empresarios

El empresario nicaragüense y ex presidente de la Cámara de Comercio Americana de Nicaragua (AMCHAM), César Zamora, destacó que las políticas llevadas adelante por  el Comandante Daniel Ortega garantizaron una situación económica positiva para el país.

Zamora reconoció que el país vive buenos tiempos en el campo económico, y resaltó como factores principales para los resultados económicos obtenidos en el 2010, la alianza tripartita entre Gobierno, empresarios y trabajadores, el tema de la seguridad ciudadana, el buen manejo de la macroeconomía y el cambio de la matriz energética que se hace en Nicaragua.

Estos cuatro aspectos son parte fundamental del eje de trabajo del Gobierno Sandinista y así lo manifestó  Zamora durante su participación en el programa En Vivo de Multinoticias Canal 4, que conduce el periodista Alberto Mora.

Las declaraciones del empresario se dieron previo al encuentro entre los directivos del Consejo Superior de la Empresa Privada (COSEP) y el Presidente de la República, Comandante Daniel Ortega.

El líder empresarial reconoció que en los últimos tres años, el diálogo entre Gobierno y empresarios ha sido constante, lo que se demuestra con los buenos resultados económicos y  ha generado confianza entre ambos sectores.

Zamora manifestó que el empresariado nacional aún analiza las cifras económicas del 2010, las que serán presentadas a mediados de febrero, pero todo hace indicar que no difieren mucho de las presentadas por el Gobierno de Nicaragua que establece un crecimiento arriba del cuatro por ciento.

“Al final todavía no sabemos los últimos números, esperamos tenerlos a mediados de febrero, pero todo indica que el crecimiento puede ser muy cercano al cinco por ciento del Producto Interno Bruto”, dijo Zamora al pronosticar que este año las cifras serán muy similares.

“Sin duda alguna es producto de la disposición del Gobierno de mantener una política macroeconómica estable y el acuerdo con el Fondo Monetario Internacional que es vital para el contorno económico del país. Estamos sumamente satisfechos de la responsabilidad macroeconómica que existe en el país y que le da viabilidad al empresariado nicaragüense”, sostuvo.

Aseguró que el país tiene grandes retos, reconociendo que se están creando las condiciones para avanzar y parte de eso es la comunicación constante con el Gobierno.

“Vamos creando una mesa estable en el país para que el tema económico sea prioritario y sea manejado de manera responsable y este encuentro con el Presidente (Daniel Ortega Saavedra) refleja eso, un constante dialogo entre las autoridades y los empresarios”.

Sostuvo que las diferentes comisiones y mesas de trabajo conformadas por representantes del Gobierno y empresarios han dado excelentes resultados.

“Hay unas comisiones que han trabajado por medio del COSEP y el Gobierno, que al final han dado resultados tangibles a los empresarios y han generado mayores niveles de confianza. La confianza es importante para el quehacer del empresariado nicaragüense”.

Sobre el aspecto de seguridad ciudadana, Zamora reconoció que en Nicaragua existen bajos niveles de criminalidad, lo que permite al empresario tener confianza para invertir.

“El país, Nicaragua, es un lujo en cuanto al quehacer de seguridad. El empresario se siente cómodo, son muy pocos los niveles de criminalidad, de secuestro, de soborno, de estafa, eso lo agradece mucho el empresariado y ese es un importante activo que tiene Nicaragua en relación a sus competidores. Nicaragua en el tema macroeconómico y en el tema de seguridad ciudadana tiene dos activos sumamente importantes”, agregó.

Relató que cuando los empresarios extranjeros comparan la seguridad ciudadana de Nicaragua con el resto de países de la región centroamericana “no se la creen”.

“Nos envidian, es una envidia de la buena, se respira un ambiente de seguridad, no se la creen”, destacó Zamora.

Otro aspecto muy destacado por Zamora es la relación tripartita Gobierno, empresarios y trabajadores.

Reconoció que antes de que el FSLN retomara el poder en Nicaragua, existía mucha zozobra de parte de los empresarios, situación que ha cambiado en los últimos cuatros.

“Hace cuatro años había mucha zozobra, había muchas expectativas, pero en estos tres años últimos se ha generado un diálogo sincero entre trabajadores, empresarios y el Gobierno en medio, creando y generando buena voluntad entre los tres”, dijo.

Recomendó que esta alianza debe ser “vendida” al exterior, porque cuando los empresarios extranjeros ven hacia Nicaragua, reconocen que existen acuerdos entre las fuerzas productivas y por lo tanto se ven entusiasmados en invertir.

Puso de ejemplo los acuerdos tripartitos en el sector de Zonas Francas, que han generado confianza entre los inversionistas que desean venir a Nicaragua. Indicó que las negociaciones en torno al nuevo salario mínimo terminarán con buen suceso porque existe voluntad de todas las partes para que así sea.

El empresario manifestó que el cambio de matriz energética que se impulsa en Nicaragua desde hace cuatro años, permite y atrae la inversión empresarial.

“El país en ese sentido sí está trayendo inversión importante, en lo que es energía renovable. La capacidad instalada ha crecido aproximadamente en 350 megas que no es poca cosa.

“El país es un referentes importante en cuanto a estos cuatro elementos de competencia”, dijo Zamora.

Manifestó que entre los retos que tenemos todos los nicaragüenses está seguir manteniendo el diálogo que permita generar mayores fuentes de riqueza, combatir la pobreza y seguir generando fuentes de empleo.

Coincidió con lo expresado por el comandante Daniel Ortega Saavedra el pasado diez de enero, cuando llamó a las fuerzas políticas a realizar una campaña electoral sin ataques, ni ofensas.

“Hay una agenda para este año, yo creo que pasa por el tema económico, pero también por ser un año electoral (…) pasa porque, lo vital es que entremos a un proceso, para generar futuro, un proceso electoral sin violencia, sin insultos”.

Llamó a la clase política a no involucrar al empresariado nacional en temas de esta índole, ya que su función es dinamizar los sectores productivos y crear fuentes de empleo.

también te puede interesar