Economía

Críticas al etanol dominan semana en Nicaragua

Las críticas del presidente Daniel Ortega a la “campaña fantasiosa” de su homólogo estadounidense George W. Bush para producir etanol como combustible destacaron en el panorama noticioso en Nicaragua durante la semana que concluye hoy

Redacción Central |

Las críticas del presidente Daniel Ortega a la “campaña fantasiosa” de su homólogo estadounidense George W. Bush para producir etanol como combustible destacaron en el panorama noticioso en Nicaragua durante la semana que concluye hoy

Durante una reunión con miembros de su gabinete el martes pasado, el líder sandinista arremetió nuevamente contra los planes de Bush, los que calificó de cantos de sirena.

La verdad es que con este canto de sirena del etanol lo que se está provocando es que las tierras donde se produce caña y maíz suban de precio, aseveró Ortega.

El mandatario nicaragüense agregó que la urea ha aumentado su costo en más de 200 por ciento, al igual que los implementos agrícolas y los tractores.

El alza en el precio del fertilizante atenta contra la producción alimentaría, afirmó Ortega, quien dijo que esa escalada alcista afectará a los cafetaleros y a otros productores, ajenos a lo que calificó de plan fantasioso del etanol.

En opinión del presidente nicaragüense, utilizar las tierras para producir etanol, a partir de cultivo intensivo de maíz y caña de azúcar, representará el regreso del monocultivo a la región.

Aseguró además coincidir plenamente con su homólogo cubano, Fidel Castro, en que la fabricación a gran escala de etanol como combustible atenta contra la producción de alimentos para la humanidad.

Ortega considera también que los costos de producción de ese combustible alternativo son más altos que los del petróleo, cuyos precios, dijo, obedecen a razones geopolíticas.

Los precios suben cada vez que Estados Unidos e Inglaterra hablan de hacer la guerra a los pueblos del Medio Oriente, sentenció.

En sus renovadas críticas a la política de Bush sobre los biocombustibles, Ortega cuestionó la viabilidad del reciente acuerdo alcanzado por el gobernante norteamericano con su homólogo brasileño, Luiz Inacio Lula da Silva.

Según el mandatario sandinista, a Brasil no le servirá de nada producir etanol, porque no lo puede introducir en Estados Unidos, por las medidas proteccionistas que tienen los fabricantes norteamericanos.

también te puede interesar