Economía

Nicaragua compra 34 megavatios para cubrir déficit energético

Las distribuidoras de energía eléctrica DISNORTE y DISSUR, de la empresa española Unión Fenosa, informaron de la compra de 34 megavatios de energía en el mercado centroamericano, para cubrir el déficit energético en Nicaragua

Redacción Central |

Las distribuidoras de energía eléctrica DISNORTE y DISSUR, de la empresa española Unión Fenosa, informaron de la compra de 34 megavatios de energía en el mercado centroamericano, para cubrir el déficit energético en Nicaragua

Un comunicado de las distribuidoras explicó hoy que la compra de los 34 megavatios se realizó de manera conjunta con el Centro Nacional de Despacho y Carga de Nicaragua.

La fuente agregó que con esta energía las distribuidoras eléctricas podrán cubrir gran parte del déficit provocado por la repentina falla de una unidad de la Planta Nicaragua, perteneciente a la empresa Generadora de Occidente S.A. (Geosa).

La falla fue reportada el lunes en horas de la madrugada, hora local, y desde ese momento el Centro Nacional de Despacho de Carga ordenó a las distribuidoras abrir varios circuitos.

En la noche del lunes se logró la importación de 30 Megas para cubrir el déficit en el horario de mayor consumo, precisó la fuente.

Para hoy se ha logrado garantizar compras de energía a lo largo de todo el día, por lo que el impacto de la falla la Planta Nicaragua, será más leve que el registrado el lunes, aseguró la fuente.

Explicó que cuando se cierran los circuitos y se establecen racionamientos, se hacen por situaciones de emergencia y en atención a las orientaciones del Centro Nacional de Despacho y Carga, adscrito al Ministerio de Energía y Minas.

Nicaragua afronta una crisis energética que se agudizó en agosto del año pasado cuando hubo racionamientos de entre cuatro y doce horas diarias que afectaba a unos 600.000 usuarios en todo el país.

La crisis se originó por las frecuentes fallas de las plantas eléctricas obsoletas, dificultades financieras en el sector y la falta de lluvias en la zona del Lago de Apanás, norte de Nicaragua, donde están las plantas hidroeléctricas mas importantes del país, así como la subida de los combustibles.

Desde diciembre pasado, los racionamientos del fluido eléctrico han disminuido pero los apagones vuelven cada vez que se producen los déficit energéticos locales.

también te puede interesar