Economía

Las marchas por la reforma agraria llegarán a La Paz en menos de 48 horas

La Paz – Los indios y campesinos bolivianos que marchan desde distintos puntos del país hacia La Paz en favor de la reforma de la ley agraria impulsada por Evo Morales llegarán a la ciudad sede del Gobierno durante las próximas 48 horas

Marcha campesina
Los indios y campesinos bolivianos que marchan desde distintos puntos del país hacia La Paz en favor de la reforma de la ley agraria impulsada por Evo Morales, a su paso por Cochabamba. Las marchas llegarán a la ciudad sede del Gobierno durante las próximas 48 horas. | EFE

Redacción Central |

La Paz – Los indios y campesinos bolivianos que marchan desde distintos puntos del país hacia La Paz en favor de la reforma de la ley agraria impulsada por Evo Morales llegarán a la ciudad sede del Gobierno durante las próximas 48 horas

Unos 1.700 indígenas se encuentran desde el jueves en Cochabamba, en el centro del país, tras haber recorrido 468 kilómetros en las últimas tres semanas.

La intención es llegar a La Paz este martes, dijo hoy a Efe María Saravia, una de las portavoces de La Confederación Indígena del Oriente Boliviano (CIDOB), que organiza esta manifestación iniciada en la ciudad oriental de Santa Cruz.

Tanto la CIDOB como el resto de organizaciones movilizadas presionan para que la Cámara de Senadores ratifique los cambios propuestos en el proyecto de ley, ya aprobados por la Cámara de Diputados la semana pasada.

La nueva normativa avala la expropiación de tierras que el gobierno considere “ociosas” y su redistribución entre indígenas y campesinos.

El proyecto ha suscitado las críticas de la alianza de oposición Poder Democrático y Social (Podemos), que utiliza su mayoría en el Senado para impedir que esa cámara celebre sesiones en señal de rechazo a la imposición del oficialista Movimiento Al Socialismo (MAS) en la Asamblea Constituyente.

Los integrantes de CIDOB, casi todos de los llanos tropicales de Bolivia, están teniendo dificultades para adaptarse a la altitud de Cochabamba, a 2.558 metros sobre el nivel del mar.

“Algunos están muy debilitados a causa de la altura e incluso sangran por la nariz”, indicó Saravia antes de puntualizar que, por ello, se estudia la posibilidad de emplear vehículos para completar los 367 kilómetros que separan la localidad cochabambina de Quillacollo de La Paz.

Por su parte, la marcha organizada por el Consejo Nacional de Ayllus y Markas del Qollasuyo (Conamaq), compuesta por 300 campesinos de la región andina del occidente del país, ya se encuentra en la región tropical de Yungas, en el propio departamento de La Paz.

Así lo comentó hoy a Efe Jaime Apaza, portavoz de Conamaq, quien subrayó su “apoyo moral y material” al resto de movilizaciones, ya que todas ellas persiguen la recuperación de unas tierras que, según dijo, pertenecen “por derecho natural” a los indígenas.

Por otro lado, tanto los casi 1.000 integrantes de la marcha impulsada por la Confederación Sindical Unica de Trabajadores Campesinos de Bolivia (CSUTCB) como los 400 de las organizaciones indígenas del norte de La Paz y de Pando también están ya a pocos kilómetros de la urbe paceña.

A su llegada a La Paz, prevista para el martes, los indios y campesinos tienen planeado realizar una vigilia frente al edificio del Congreso hasta que los senadores aprueben las reformas de la ley agraria.

también te puede interesar