Deportes

Cuba ganó de nuevo, Nicaragua lo hizo también

(Por Alejandro Guevara, especial para La Voz del Sandinismo) A pesar de sufrir cuatro derrotas en el tope beisbolero ante Cuba, la selección de Nicaragua sacó experiencias muy positivas de esta serie que sirvió de excelente preparación con vistas a las eliminatorias del III Clásico Mundial

Cuba y Nicaragua,  tope de juego amistoso
Cuba volcó el juego a su favor desde la segunda entrada, cuando marcaron seis carreras al pitcheo pinolero. | César Pérez

Redacción Central |

(Por Alejandro Guevara, especial para La Voz del Sandinismo) A pesar de sufrir cuatro derrotas en el tope beisbolero ante Cuba, la selección de Nicaragua sacó experiencias muy positivas de esta serie que sirvió de excelente preparación con vistas a las eliminatorias del III Clásico Mundial
» Nicaragüense Dwight Britton gana derby de jonrones ante Cuba

Aupada por su poderosa ofensiva, Cuba derrotó este domingo a Nicaragua 11 carreras por cuatro en el cierre del tope amistoso de béisbol que tuvo por sede al Estadio Nacional Dennis Martínez de Managua.

Cuba volcó el juego a su favor desde la segunda entrada, cuando marcaron seis carreras al pitcheo pinolero.

Curiosamente este fue el juego en el que Nicaragua hizo más anotaciones al marcar cuatro al estelar lanzador derecho antillano Vladimir García, que no pudo mostrar en ninguna de sus dos salidas ante los nuestros el aval que trajo de Cuba.

Como balance final de este tope, hubo cuatro sonrisas para Cuba (2-1, 9-0, 9-1 y 11-4), y un empate en el cuarto desafío.

Sin embargo, y sin ánimos de justificar las derrotas, este tope fue muy beneficioso para Nicaragua.

Las razones de mi planteamiento se sostienen en la oportunidad que tuvo todo el seleccionado nacional de enfrentar al equipo que lidera el ranking de la Federación Internacional de Béisbol, de cara al gran compromiso competitivo que significará para Nicaragua las eliminatorias del III Clásico Mundial.

Pudimos apreciar además, que se hace necesario trabajar de forma acelerada en la mecánica del juego, pues varios “errores” mentales y otras pifias tangibles podrían costarnos el sueño del Clásico.

Se impone además perfeccionar la disciplina con el madero en la mano, pues a veces nuestros muchachos se vieron ansiosos por pegarle a la bola, facilitando el trabajo de los lanzadores contrarios.

Es igualmente importante mover más el juego y no esperar por conexiones que pongan corredores en circulación. Quizá faltó el toque de bola, el robe de bases y hasta jugadas de corrido y bateo que podrían haber puesto en aprietos a los antillanos.

Al mismo tiempo, varias figuras mostraron su valía en el terreno de juego, una confirmación de la buena salud que podría mantener Nicaragua en los predios beisboleros.

Bola en mano descollaron lanzadores como Wilder Rayo, Álvaro López, Neville Aburto y Berman Espinoza, mientras con el bate lo hicieron bien Dwight Britton, Justo Rivas y Jilton Calderón.

Al final, la sensación agridulce de no haber logrado un triunfo en los cinco partidos, debemos convertirla en rica miel que beneficie la salud de nuestro béisbol. No se puede olvidar además, la iniciativa planteada por Nicaragua de celebrar un torneo donde participen equipos de Centroamérica y el Caribe.

Esa idea, si llegara a concretarse, traerá nuevos momentos de placer, para seguir disfrutando del mundo de las bolas y los strikes a cada nuevo grito de Play Ball!

también te puede interesar