Curiosidades

Diamantes para lucir y ¿comer?

Durante un experimento lograron recrear estas piedras usando mantequilla de maní

diamantes
Diamantes |

Redacción Central |

¡Uhh deliciosa! Seguro muchas veces hiciste esta exclamación al comer mantequilla de maní, pero lo que menos imaginaste es que de ese producto también se podrían elaborar diamantes.

La clave de esta innovación la trajo a la luz el científico alemán Dan Frost, del Bayerisches Geoinstitut, mientras trataba de replicar las condiciones y estructuras en el manto inferior de la Tierra.

Usando prensas especiales, altas presiones de dióxido de carbono y mantequilla de maní –entre otros parámetros– hicieron posible el sorprendente resultado.

Se liberó una gran cantidad de hidrógeno que destruyó el experimento, pero sólo después de que había sido convertido en diamantes, detalló Frost a BBC Future.

No obstante, indicó que es poco probable hacer fortuna de su invento, pues entre otras cosas se necesitarían semanas para crear un diamante de dos o tres milímetros de diámetro, equivalente a 0,25 quilates.

Los expertos buscan comprender la forma en que los diamantes se forman bajo Tierra, pues aseguran que esto explicaría en parte cómo evolucionó la vida en nuestro planeta.

Si queremos entender cómo se formó nuestro planeta, entonces una de las cosas que hay que saber es de qué está hecho, precisó Frost.

El diamante, considerado el mineral conocido más duro, se forja en las profundidades de la tierra bajo elevadas presiones y temperaturas combinadas con carbón.

Desde su descubrimiento hace unos tres mil años – en la India –, goza de gran popularidad y se usa en joyas, objetos religiosos, herramientas de grabad, entre otros.

también te puede interesar