Cultura

Los agüizotes inundarán Masaya

La tradicional procesión se realiza el último viernes del mes de octubre

Los-aguizotes-inundaran-Masaya
Artesano de Masaya |

LA VOZ DEL SANDINISMO |

Los artesanos de Masaya preparan las máscaras que tradicionalmente usan los nicaragüenses y visitantes foráneos durante la procesión de los agüizotes y la sátira viva del Torovenado.

Yo trabajo todo el año, no solo ahorita para las fiestas, ya que hago máscaras de diablitos y otras, por lo cual invito a toda la población y a todos nuestros turistas a que usen las máscaras autóctonas de nuestras tradiciones, afirmó Norlan Briseño, quien tiene un taller de máscaras artesanales del museo Camilo Ortega 1 c este, 2 norte y 1 este.

El creador confecciona máscaras de papel y yeso.

Yo las tengo desde 200 hasta 450 pesos, yo trato bien a mis clientes, si los bailarines vienen con 150 pesos, yo se las hago porque mi deseo es que continúen la tradición originaria de usar estas máscaras autóctonas de nuestra Masaya, estas máscaras las elaboro desde hace más de 30 años y fui motivado por mis abuelitos quienes participaban en todas las expresiones culturales de Masaya, recordó.

El último viernes del mes de octubre La Ciudad de las Flores realiza la denominada “Fiesta de Agüizotes o de Espantos sobre el agua”, que inspira a niños, jóvenes y ancianos a sacar sus disfraces de tétricas calaveras y horribles figuras para anunciar con candiles y velas el aterrador canto del pájaro Güis, símbolo ancestral de la muerte.

La procesión, acompañada de chicheros, se distingue por los personajes que han llenado de pánico a generaciones de nicaragüenses como “La Mocuana”, “La Llorona”, “El Cadejo Blanco y el Negro”, “La Mona Mica”, “La Chancha Bruja”, “El Padre sin cabeza”, “La Taconuda” y “Los Duendes”.

Según la tradicionalista Doña Martha Toribio, no hay documentación de la fecha exacta de dónde se originó esta tradición particular de los masayas.

Los agüizotes son mitos y leyendas ancestrales que utilizaban nuestros antepasados para evitar que los jóvenes anduvieran en las calles a altas horas de la noche y anduvieran en vagancias, recordó.


mem/ele

también te puede interesar