Cultura

Frijol negro, un sabor diferente para tu cocina

Numerosos platillos se pueden confeccionar con este grano, que además posee grandes cantidades de fibras, proteínas y antioxidantes

Frijol Negro
El frijol negro se consume en casi todo el mundo en sopas, ensaladas y refritos |

Redacción Central |

Con un precio accesible y numerosas bondades nutritivas, el frijol negro gana terreno en el gusto popular y como una excelente opción para darle un toque diferente a nuestra cocina.

Las familias consumidoras aseguran que además de ser más barato que el grano rojo, cuyo precio se mantiene en los mercados entre 25 y 30 córdobas la libra, esta variedad también es de mucha calidad, suave para la cocción y con un sabor peculiar.

Esto también lo constatan los comerciantes, quienes afirman que cada día son numerosas las personas que acuden hasta los puestos de ventas para llevarse consigo unas cuantas libritas a casa, a solo 15 córdobas cada una.

Si antes vendían apenas medio quintal diario, hoy expenden casi dos, lo que ratifica el auge del consumo de este grano, que, vale recordar, es parte de la herencia culinaria prehispánica.

Aunque actualmente se consume en casi todo el mundo -en sopas, ensaladas, refritos y con salsa-, los primeros granos de frijol negro fueron cultivados en nuestro continente, hace unos ocho mil años.

Los nativos, especialmente los que habitaban las regiones de Perú, México y Guatemala, domesticaron la planta y desarrollaron el cultivo de sus variedades, práctica que luego extendieron por todo el continente a través del intercambio y después los conquistadores la llevaron a diferentes regiones del mundo.

Datos arqueológicos indican que el frijol era altamente valorado por los indígenas, no solo para la alimentación, también como medicina para atender inflamaciones, erradicar parásitos y como purgante.

En el caso del grano negro, por ejemplo, posee grandes cantidades de proteínas, fibra, zinc, cobre y sobre todo antioxidantes – más que cualquier otra legumbre –, los que ayudan a contrarrestar el crecimiento de células cancerígenas.

Igualmente tienen un alto contenido de antocianinas, pigmentos que desempeñan un papel fundamental para mantener una buena visión, fortalecer el sistema inmune y prevenir enfermedades cardiovasculares.

Como vemos son numerosos sus beneficios para la salud si se consumen de forma regular en la dieta, y además resultan deliciosos en forma de germinados, potajes, cremas y en otras exóticas recetas que satisfacen casi cualquier paladar.

Frijoles negros

Una curiosa y deliciosa opción son las tortas o hamburguesas elaboradas con el grano negro

Acá les dejamos las indicaciones para preparar unas tortas que seguro resultarán del gusto de toda la familia.

Ingredientes:

3 tazas de frijoles negros

1 cucharada de comino en polvo

1/2 cucharadita de chile en polvo

1/2 cucharadita de sal

1/3 taza de cilantro fresco picado

2 cucharadas de aceite vegetal

1/2 taza de yogurt natural

2 cucharada de leche

1 pizca de chile en polvo o al gusto para la salsa

¿Cómo preparar?

–      Colocar los frijoles en una olla grande y cubrirlos con agua. Ponerlos a hervir, bajar el fuego y cocinar durante 1 hora o hasta que se hayan ablandado.

–      Molerlos en una licuadora o procesador de alimentos hasta lograr una consistencia suave. Incorporar el comino, el chile en polvo, sal y cilantro. Mezclar bien.

–      Formar bolitas con tres cucharadas de la mezcla cada una y colocarlas entre dos hojas de papel encerado. Presionar con la palma de la mano hasta formar las tortas planas.

–      Freír en un sartén antiadherente por un tiempo de 2 a 3 minutos por lado.

–      Mezclar el yogurt, leche y el chile en polvo y servir esa salsa sobre las tortas calientes.

también te puede interesar