Cultura

Próximo Festival de cine de Toronto 2012 será de lujo

Se ha convertido en uno de los encuentros cinematográficos más sólidos

Toronto International Film Festival
Convertido en uno de los encuentros cinematográficos más sólidos de la última década, el Festival Internacional de Cine de Toronto promete una edición de lujo en septiembre próximo con varios estrenos de grandes del séptimo arte internacional. | tiff.net

Redacción Central |

Se ha convertido en uno de los encuentros cinematográficos más sólidos

Convertido en uno de los encuentros cinematográficos más sólidos de la última década, el Festival Internacional de Cine de Toronto promete una edición de lujo en septiembre próximo con varios estrenos de grandes del séptimo arte internacional.

Figuras como el realizador franco-griego Constantin Costa Gavras, los franceses Laurent Cantet y Francois Ozon, el británico Mike Newell y la alemana Margarethe von Trotta reservaron para esta cita sus más recientes producciones, un privilegio exclusivo que tendrá el público canadiense.

En declaraciones a la prensa, el director artístico de la muestra, Cameron Bailey, afirmó que este año se distinguirá por un programa diverso y más internacional que nunca, con varias presentaciones especiales. Proyectaremos una serie de películas muy eclécticas, añadió.

Del 6 al 16 de septiembre Toronto se sumergirá en su gran fiesta fílmica, donde habrá de todo un poco, desde versiones de clásicos de la literatura, como la que presentará el norteamericano Joss Whedon, Much ado about nothing, basado en la obra Mucho ruido y pocas nueces, de William Shakespeare, hasta dramas y comedias románticas.

El thriller político lo aportará, entre otros, Costa Gavras con Capital, mientras que el alemán Tom Tykwer y los prestigiosos hermanos Lawrence y Andrew Wachowski traerán Cloud Atlas, adaptación de la novela homónima de David Mitchell, interpretada por Tom Hanks, Halle Berry, Susan Sarandon y Hugh Grant.

El festival, que se apresta a consolidarse definitivamente como uno de los más importantes del mundo al igual que Berlín, Venecia y Cannes, marca la diferencia por ser una fiesta no competitiva, donde el público cumple un rol protagónico al distinguir con un premio su película favorita.

(Redacción Central La Voz del Sandinismo-Prensa Latina)

también te puede interesar