Cultura

Miles de argentinos acuden al Congreso para despedir a Mercedes Sosa

“La escuché cantar en su cama de cuidados intensivos del sanatorio poco antes de entrar en coma”, reveló la cantante argentina Teresa Parodi, una de sus amigas

Cristina Fernández de Kirchner junto a Mercedes Sosa
La presidenta de Argentina Cristina Fernández de Kirchner lamenta la muerte de la popular cantante Mercedes Sosa junto a los familiares de esta en el edificio del Congreso en Buenos Aires. | Reuters

Redacción Central |

“La escuché cantar en su cama de cuidados intensivos del sanatorio poco antes de entrar en coma”, reveló la cantante argentina Teresa Parodi, una de sus amigas
» Latinoamérica de luto, murió “La Negra” Mercedes Sosa

Miles de personas con flores en las manos desfilaron por el Congreso argentino, donde se rindió homenaje a los restos de Mercedes Sosa, verdadero símbolo de la canción latinoamericana y combatiente por las causas de los pueblos, fallecida a los 74 años de edad.

La intérprete de canciones convertidas en verdaderos clásicos en su voz, pareció quererse despedir de la vida cantando, según su amiga Teresa Parodi, quien dijo haberla escuchado entonando una melodía desde su cama en el sanatorio, donde estuvo ingresada y poco antes de entrar en un irreversible estado de coma.

Los restos de la autora de inolvidables versiones de “Gracias a la Vida” o “Solo le pido a Dios”, serán trasladados este lunes al cementerio de la Chacarita en Buenos Aires para ser cremados, como era su voluntad.

“Las cenizas de Sosa serán  esparcidas en forma repartida en la natal ciudad de Tucumán (norte), su adoptiva Mendoza (oeste) y Buenos Aires”, informó la familia.

Sosa fue heredera y símbolo de un movimiento de música folklórica con fuerte compromiso político, que tuvo su faro iluminador en el célebre cantautor Atahualpa Yupanqui, fallecido en París en 1992.

“Mercedes recibió el (premio) Gardel de Oro y, si hubiesen sido distintos los tiempos, a la inversa, a (Carlos) Gardel le hubieran entregado el Mercedes Sosa de Oro”, dijo el músico Jaime Torres, intérprete de charango (instrumento folklórico típico), quien la acompañó en los escenarios.

La cantautora colombiana Shakira consideró que la intérprete argentina Mercedes Sosa, fallecida este domingo, “deja el mundo lleno de sus cantos, poblado de sus versos”.

Para Shakira, “Mercedes fue la voz más grande y tuvo el más grande corazón para el que sufre. Fue la voz de sus hermanos de la tierra que elevó el canto del dolor y la justicia”.

Agregó que fue una “artista conmovedora y admirada  en la lucha solidaria”, “sufrió el exilio dando ejemplo de coraje y volvió con naturalidad a su sitio de elegida”. De su herencia, según la cantautora colombiana, “nos deja la sencillez de su gesto y de su danza, y la luz de su palabra y de su afecto”.

Shakira también reconoció que “fue un honor cantar con ella” y recordó que “lo hizo tan fácil, como una hermana mayor en el canto y en la causa de los niños”. La artista colombiana puntualizó: “somos más buenos después de haberla conocido”, ya que Mercedes Sosa “nos mostró que la canción puede ser una enseñanza”.

Joan Manuel Serrat estuvo con ella hace poco más de tres meses, grabando ” Aquellas pequeñas cosas”, la última colaboración desde que se conocieron en 1969 en Buenos Aires. Desde entonces, un sinfín de conciertos compartidos, pero también de “discusiones y abrazos, y de todo aquello que compartes con quien quieres.

“Mercedes era una artista muy popular en el mejor sentido, hay muy pocos que puedan dar la emoción que ella transmitía”, el cantautor ha asegurado desde Estoril, que elogió su “voz fantástica, afinada, pero que no hubiese valido de nada sin un corazón que la empujara y ella lo tenía, y eso lo sabía la gente. Ha hecho llorar mucho a los hombres”, sentenció.

La presidenta chilena Michelle Bachelet había enviado horas antes un mensaje de admiración a  la artista, a quien consideró “la voz más vigorosa de América Latina”.

Sosa está considerada una de las mayores difusoras de la obra de la cantante y compositora chilena Violeta Parra, luego de convertir a “Gracias a la vida” en su tema emblemático.  Además popularizó canciones de los cubanos Silvio Rodríguez y Pablo Milanés, y cantó en castellano temas del brasileño Milton Nascimento.

Entre las estrellas internacionales que compartieron escenario con la artista figuran Luciano Pavarotti, Sting, Lucio Dalla, Nana Mouskouri, Tania Libertad, Joan Báez, Andrea Bocelli, Silvio Rodríguez, Alfredo Kraus, Pablo Milanés, Milton Nascimento, Caetano Veloso, Chico Buarque, Gal Costa, Konstantin Wecker, Luz Casal, Ismael Serrano y Shakira.

Entre los hitos de su carrera figura haber cantado en la Capilla Sixtina del Vaticano (diciembre de 1994), en un colmado Carnegie Hall en Nueva York (febrero de 2002) y en el Coliseo de Roma (mayo de 2002) para pedir por la paz en Medio Oriente junto a Ray Charles, entre otros.

“Fue la voz de los que no tenían voz en la época de la dictadura (1976-1983) y llevó la angustia por los derechos humanos en Argentina a todo el mundo”, declaró el músico Víctor Heredia, cantante y compositor de algunos temas que Sosa hizo famosos como “Razón de Vivir”.

Provocadora nata, Sosa desafió a los tradicionalistas del folklor e inauguró una complicidad inédita con músicos provenientes del rock como Charly García, Fito Páez y León Gieco. Tampoco le tuvo miedo a la lírica, llegando a grabar con cantantes de ópera.

Varias veces condecorada en el mundo, fue declarada ciudadana ilustre de Buenos Aires en 1992.

“Los premios no son sólo porque canto, son porque pienso. Pienso en los seres humanos, en la injusticia. Pienso que si yo no hubiera pensado, otro sería mi destino”, dijo una vez sobre su exitosa carrera, durante la cual nunca abandonó su búsqueda artística y personal.  “Quiero que haya paz, porque es la única manera en que se pueden cambiar las cosas”, definió.

también te puede interesar