Cultura

El debate sigue en Estados Unidos

Nueva York – Diseñadores de moda estadounidenses reiteraron el lunes su voluntad de luchar contra la delgadez excesiva de las modelos que participan de la Semana de la Moda de Nueva York, pero sin establecer reglas estrictas, pese a los crecientes llamamientos para una regulación

Modelo desfilando
Una modelo desfilando para la marca Luca Luca en Nueva York, en la Semana de la Moda de la ciudad estadounidense, el 5 de febrero. | AFP

Redacción Central |

Nueva York – Diseñadores de moda estadounidenses reiteraron el lunes su voluntad de luchar contra la delgadez excesiva de las modelos que participan de la Semana de la Moda de Nueva York, pero sin establecer reglas estrictas, pese a los crecientes llamamientos para una regulación

El Consejo de Diseñadores de Moda de Estados Unidos emitió el mes pasado una serie de recomendaciones sobre el tema, pero rechazó establecer un estricto límite de peso para las modelos, como hicieron algunas autoridades europeas.

La presidenta del Consejo, la diseñadora Diane von Furstenberg, indicó que aunque la industria tiene una responsabilidad, las regulaciones no son la respuesta al problema de la delgadez insana de las modelos.

“Dado que estamos en la industria de la moda, creamos imágenes que hacen soñar y es importante que proyectemos salud como parte de la belleza”, indicó Von Furstenberg en un debate sobre el tema durante la semana de la moda neoyorquina.

Las propuestas del Consejo incluyen organizar seminarios sobre desórdenes alimentarios, prohibir desfilar a las modelos menores de 16 años y ayudar a quienes vean con señales tempranas de enfermedades como la anorexia.

“Debería haber guías, pero no una obligación”, dijo Von Furstenberg a la reunión de nutricionistas, modelos e integrantes de la industria de la moda. El consejo dijo el mes pasado que sus guías buscaban “concienciación y educación, no el control”.

La polémica creció con la muerte en noviembre de la modelo brasileña Ana Carolina Reston a causa de su anorexia.

En Italia y España, las autoridades prohibieron desfilar a modelos con un Indice de Masa Corporal (IMC) menor a 18: la Organización Mundial de la Salud (OMS) establece un IMC de 18,5 como peso mínimo saludable.

Pero Joy Bauer, una nutricionista asesora del consejo de diseñadores, estimó que mirar sólo el índice de masa corporal simplifica excesivamente el problema. “Este tema es mucho más que el IMC o el peso”, indicó. “Hay otros factores, genéticos y de la edad. Algunas mujeres pueden tener un IMC bajo y ser saludables”, dijo.

“No creo que pesar a las modelos sea realista. Puede crear incluso más ansiedad y por lo tanto más problemas”, explicó.

Pero la famosa modelo Natalia Vodianova, imagen de las campañas de Calvin Klein, dio su testimonio sobre su llegada al mundo internacional de la moda. “En 2002 comencé a desfilar y sentí la presión de la industria. A los 19 (…) llegué a un punto en que mi peso era de 48 kilos. Mi cabello se debilitaba, estaba nerviosa y demasiado susceptible”, contó.

“Felizmente un buen amigo, un médico, me hizo enfrentarme a la realidad. Ni siquiera era consciente de que no estaba saludable”, indicó, elogiando los primeros pasos para enfrentarse al tema en Estados Unidos.

Para la diseñadora Donna Karan, las agencias de modelos tienen una gran responsabilidad. “Comienza en el inicio: la familia y la agencia de modelos”, estimó.

Por su parte, Lynn Grefe, directora de la Asociación Nacional de Desórdenes Alimenticios, se manifestó decepcionada por las sugerencias. “No entiendo por qué se oponen a los exámenes físicos”, indicó..

“La industria de la moda no causa desórdenes alimentarios, pero para una joven predispuesta a los desórdenes alimentarios, estas imágenes son como darles un arma cargada”, aseguró.

El Consejo insiste en que es “un primer paso”, pero algunos tienen otros planes. Una integrante del consejo de la ciudad demócrata, Gale Brewer, ya presentó una propuesta para imponer reglas sobre la edad mínima y el peso de los modelos.

también te puede interesar