Cultura

La Fundación Alberti presenta una obra teatral desconocida del autor

El Puerto de Santa María – La Fundación Rafael Alberti acogió hoy la presentación del texto inédito “Romance de don Bueso y de la infanta cautiva“, “una desconocida joya albertiana” descubierta en 2004 en Moscú que refleja la importancia que el teatro tiene en la obra del autor de la Generación del 27

María Asunción Mateo
La Fundación Rafael Alberti acogió hoy la presentación del texto inédito 'Romance de don Bueso y de la infanta cautiva', 'una desconocida joya albertiana' descubierta en 2004 en Moscú. En la imagen, La presidenta y viuda de la Fundación que lleva el nombre del poeta, María Asunción Mateo. | EFE. Archivo

Redacción Central |

El Puerto de Santa María – La Fundación Rafael Alberti acogió hoy la presentación del texto inédito “Romance de don Bueso y de la infanta cautiva“, “una desconocida joya albertiana” descubierta en 2004 en Moscú que refleja la importancia que el teatro tiene en la obra del autor de la Generación del 27

La presidenta y viuda de la Fundación que lleva el nombre del poeta, María Asunción Mateo, expresó su “alegría” por la presentación del mecanoscrito justo el día en que se cumple el 104 aniversario del nacimiento del poeta de El Puerto de Santa María (Cádiz).

El director del Archivo España-Rusia 1927-1937, Carlos Flores Pazos, descubrió este romance antiguo escenificado, escrito por Alberti en 1931, hace dos años en Moscú cuando buscaba obras de Miguel Hernández en el archivo del hispanista ruso Alexandr Viliamovich Fevralski, considerado como el padre del teatro de vanguardia soviético.

En una de las múltiples visitas de Rafael Alberti a Rusia, de acuerdo con su condición declarada de comunista, obsequió a Fevralski el texto, quien lo almacenó y pasó a manos de su hija Irina tras su muerte, explicó Flores Pazos.

“No encontré lo que estaba buscando, pero me encontré con este inesperado regalo”, afirmó el director del Archivo.

Con “Romance de don Bueso y de la infanta cautiva”, reeditado en facsímil por la Diputación gaditana, el legado teatral albertiano asume una labor pedagógica, según los cánones de los años 30, que pretendían extender el saber popular de las clases más humildes, entre ellas, las de los campesinos, en la línea de algunos de sus colegas de Generación, como García Lorca.

De hecho, la obra ha sido representada por el Teatro de Guiñol de las Misiones Pedagógicas, ya que la “finalidad de recuperar todo este acervo cultural no era la de relegarla a una estantería, sino la de escenificar este tipo de piezas frente al público de las plazas de los pueblos, esto es, sacar el arte a la calle”, indicó Carlos Flores Pazos.

El investigador y editor del teatro de Alberti, Eladio Mateos, resaltó, por su parte, que “este tipo de piezas hacían el papel de la televisión en los años 30 y eran la única forma de llegar al gran público de la España rural y urbana”, y añadió que “confirma la gran talla” del autor portuense “no sólo como lírico, sino también en el teatro y en la prosa”.

No en vano, recordó la “admiración” que sentía por otros dramaturgos, en especial por Lope de Vega, que influyó considerablemente en el teatro de Alberti.

Para Eladio Mateos, la obra presentada es “muy valiosa”, ya que puede ser la puerta de entrada a otros descubrimientos, “porque Alberti dedicó toda su vida al teatro, además de a la poesía y la pintura”.

Desde 1925, el autor gaditano escribió obras de teatro, y antes de la Guerra Civil fue nombrado por el Gobierno de la República miembro de la Junta Central de Teatro, “convirtiéndose en una de las personalidades más importantes en la España de esos años”.

Además, junto a su primera esposa, María Teresa León, creó la compañía ambulante “Las guerrillas del teatro”, dependiente del Ministerio de Instrucción Pública de la República y llevando las actuaciones “hasta el mismo frente de guerra”.

Fue además, tal y como recuerda Mateos, el primer autor español que hizo “teatro revolucionario comprometido”.

también te puede interesar