Cultura

Banderas confiesa que prefiere dirigir al presentar su película

Madrid – “Me interesa más la creación detrás de la cámara que delante”, confesó este martes en Madrid el actor español Antonio Banderas al presentar su segunda película como director, “El camino de los ingleses”, una reflexión muy personal sobre el paso de la juventud a la madurez

Antonio Banderas junto a equipo
Antonio Banderas posa con el equipo de la película 'El camino de los ingleses', este martes durante su presentación en Madrid. | AFP

Redacción Central |

Madrid – “Me interesa más la creación detrás de la cámara que delante”, confesó este martes en Madrid el actor español Antonio Banderas al presentar su segunda película como director, “El camino de los ingleses”, una reflexión muy personal sobre el paso de la juventud a la madurez

“La dirección cinematográfica me atrae más que la actuación, al menos (la actuación) cinematográfica, no la actuación en teatro, cuya vuelta se presume inminente”, afirmó el actor durante la presentación del filme en la sede del Instituto Cervantes en Madrid. Banderas, acompañado por todo el joven -y en su mayor parte desconocido- elenco protagonista, aseguró que, con la edad, se ha vuelto “más reflexivo”, y que “reflexiona mejor detrás de la cámara”.

“El camino de los ingleses”, basada en la novela homónima del escritor español Antonio Soler, es precisamente fruto de su mirada atrás, hacia su propia juventud. “Es una reflexión poética sobre una etapa de nuestras vidas que aún me sigue marcando”, confesó el protagonista de “La máscara de el Zorro”, y añadió que “es era algo que me tenía que sacar del pecho, que era muy difícil de articular, tan difícil que he tenido que hacer una película” sobre ello.

“El camino de los ingleses” es la historia de un grupo de amigos, interpretados por jóvenes actores como Alberto Amarilla, María Ruíz, Félix Gómez o el también cantante Fran Perea, que experimentan todas las incertidumbres, esperanzas o frustraciones del paso de la adolescencia a la edad adulta al final de los años 70 en España.

Unos jóvenes que llevan al límite sus experiencias con el amor, con el sexo, la amistad o la violencia, tras tomar conciencia de que la vida es muy corta cuando uno de los amigos del grupo, Miguelito Dávila (Alberto Amarilla), vuelve del hospital después de que le extirparan un riñón.

“La película, al final, de lo que está hablando es de la vida y la muerte vista desde una época perdida pero que está muy presente”, afirmó el actor, cuyo nuevo film está en las antípodas de su primera película como director, la comedia negra “Locos en Alabama”, que protagonizó su mujer, Melanie Griffith.

“Ha sido un ejercicio de sinceridad creativa”, precisó el protagonista de películas como ” Asesinos”, “La casa de los espíritus” o “Desperado”, quien descartó de plano que esta película, rodada en Europa, hubiera podido hacerse en Estados Unidos, donde las películas suelen tener un fin más de entretenimiento.

Banderas dejó claro, no obstante, que no reniega de su trabajo en Hollywood porque “a mí me ha servido para comprar la libertad que me permite hacer” películas como “El camino de los ingleses”.

Pese a contar con un elenco joven de actores, Banderas también ha tenido a sus órdenes a pesos pesados del cine español como Juan Diego y Victoria Abril, con la que Banderas trabajó como actor a las órdenes de Pedro Almodóvar en “Atame”. El actor dejó claro que no se planteó la película como un “ahora dejo de pertenecer a (el mundo de Hollywood) para pertenecer a (Europa)”. “La película se plantea desde la inquietud de contar una historia y empezar a trabajar”, explicó.

La película, que se estrenará comercialmente el próximo viernes, se presentó la pasada semana en Málaga, la ciudad natal de Banderas y lugar principal de rodaje, aunque el actor y director dejó claro que su película “no es una colección de postales de Málaga”. “No hay nada de eso. Yo viajo a una Málaga interior”, dijo.

“Como director puedes mostrar tu universo, lo que uno es. Y me gustaría que esta película fuera una suma para poder desarrollar mi lenguaje cinematográfico”, concluyó Banderas.

también te puede interesar