Ciencia y Tecnología

Gatos domésticos proceden de felinos monteses de Oriente Medio

La domesticación de los felinos se habría producido hace unos 10 000 años, coincidiendo con el comienzo de la agricultura

Gato Montés
Gatos domésticos proceden de felinos monteses de Oriente Medio. |

Redacción Central |

La domesticación de los felinos se habría producido hace unos 10 000 años, coincidiendo con el comienzo de la agricultura

Los gatos domésticos proceden de al menos cinco líneas distintas de gatos monteses de Oriente Medio, según una investigación que acaba de publicarse y que demuestra además que la domesticación de los felinos se habría producido hace unos 10 000 años, coincidiendo con el comienzo de la agricultura.

Así lo explicó hoy a Efe el biólogo español, Miguel Delibes, -investigador del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) y Premio Nacional de Investigación Alejandro Malaspina-, que es uno de los responsables de esta investigación internacional, publicada en el último número de la revista “Science”.

Según Delibes, el estudio identifica por métodos moleculares cinco subespecies diferentes de gatos monteses (Felis silvestris), una de las cuales corresponde “al más bien enigmático” Gato Chino del Desierto, habitualmente considerado una especie distinta (Felis bieti).

De acuerdo con dicho estudio, los gatos domésticos procederían de cinco líneas maternas diferentes de gatos monteses de Oriente Medio (Felis silvestris lybica) y habrían sido domesticados hace unos 10 000 años.

En la actualidad, aún pueden encontrarse en Israel y la Península Arábiga, muy lejos de zonas habitadas por humanos, gatos monteses genéticamente muy similares al gato doméstico, añadió el científico.

Delibes subrayó que este trabajo tiene “el gran interés de referirse a una especie muy cercana a los humanos”, ya que el gato doméstico es probablemente el animal de compañía más numeroso del mundo.

Además, dijo, “aclara” un eterno problema de los científicos: “descifrar el origen del gato doméstico, es decir, en dónde se domesticó y cuáles fueron sus relaciones evolutivas y filogenéticas con los gatos monteses”, una especie cuyos orígenes son muy remotos.

Un apartado específico dedicado a España en este estudio internacional, para el cual han sido genotipados casi mil gatos (tanto domésticos como monteses de Asia, frica, Oriente Medio y Europa), demuestra que los gatos monteses europeos procederían de una población que habría estado refugiada en la Península Ibérica durante las glaciaciones.

En algún momento dado, añadió, esas poblaciones “habrían quedado restringidas a la Península, cuando Europa estuvo cubierta de hielo, y luego, desde España recolonizaron Europa”.

En esta investigación, dirigida desde el Laboratorio de Diversidad Genómica del Instituto Nacional del Cáncer de Estados Unidos, el papel de la Estación Biológica de Doñana del CSIC ha sido aportar abundante material genético de la especie recopilado en la última década.

A los científicos españoles les preocupaba desde hacía tiempo la problemática de conservación del gato montés y su relación con los gatos domésticos, explicó Delibes.

“Como habíamos trabajado conjuntamente con el equipo americano en la genética del lince ibérico, les planteamos un estudio conjunto sobre la genética del gato montés ibérico; esa propuesta inicial se integraría más tarde en un estudio más ambicioso, que es el que ahora se publica”, añadió.

Se ha demostrado que los gatos de África, Asia y Europa pertenecen a una sola especie, por lo que “todos están relacionados entre sí”, y que “los gatos domésticos habrían sido domesticados en Oriente Medio”.

Otra de las conclusiones del estudio es que, de alguna manera y en todas partes, hay híbridos de gatos monteses y domésticos, lo que demuestra que se están cruzando.

también te puede interesar